Copasa

923 192 317
copasa@copasa.org

 
July 13, 2017

La Junta de Gobierno de la CHD crea la Comisión Permanente de seguimiento de la sequía

El organismo de cuenca ha autorizado nueve excepciones al turno de riego presentadas por comunidades de regantes con infraestructuras modernizadas, que mantendrán las dotaciones de agua asignadas
El organismo de cuenca ha autorizado nueve excepciones al turno de riego presentadas por comunidades de regantes con infraestructuras modernizadas, que mantendrán las dotaciones de agua asignadas

La Junta de Gobierno de la Confederación Hidrográfica del Duero (CHD), reunida hoy en Valladolid, ha acordado la constitución de la Comisión Permanente que establece el Real Decreto 684/2017 de declaración de sequía prolongada en la demarcación española de este río, y que tendrá capacidad de adoptar medidas excepcionales para garantizar una mejor gestión de los recursos disponibles mientras persista la situación de déficit hídrico.

El presidente de la CHD, Juan Ignacio Diego Ruiz, lo será también de la comisión, que estará integrada por un total de quince miembros con derecho a voto: comisario de aguas, director técnico, jefe de la Oficina de Planificación Hidrológica y representantes de los ministerios de Agricultura, Energía y Economía e Industria, de las comunidades autónomas con territorio en la cuenca -Castilla y León, Galicia, La Rioja, Castilla La Mancha y Cantabria- y de los usuarios (abastecimiento, regadío y aprovechamiento hidroeléctrico).

Completan su composición, con voz pero sin voto, cinco representantes de entidades locales, Red Eléctrica de España, empresarios, sindicatos y ecologistas. La comisión permanente, al tener una estructura más reducida, ser reunirá con mayor frecuencia para tomar decisiones y está facultada adoptar medidas extraordinarias.

Entre ellas figuran las modificaciones temporales de concesiones sobre el dominio público hidráulico –reducción de dotaciones de suministro de agua, variar criterios de prioridad según los usos, imponer la sustitución total o parcial de los caudales concesionales por otros y restringir las condiciones de las autorizaciones de vertido-, y el mantenimiento de los caudales ecológicos.

Dentro del orden del día, en la sesión de hoy, la Junta de Gobierno también ha conocido los indicadores de sequía de principios de julio, que reflejan algunas alteraciones por sistemas respecto al mes anterior. Así, el Órbigo y el Cega-Eresma-Adaja se suman a los que se hallan en estado de emergencia por las bajas reservas existentes: Esla-Valderaduey, Carrión, Pisuerga y Arlanza.

Evolución positiva en Bajo Duero, Tormes y Aliste-Tera

Por el contrario, como consecuencia de las precipitaciones de las últimas semanas en esas zonas y su aportación a los ríos, los sistemas Bajo Duero, Tormes y Aliste-Tera experimentan una evolución positiva respecto al informe anterior, y pasan de estado de alerta al de prealerta, en el que permanece también la cuenca salmantina del Águeda. En alerta prosiguen Riaza-Duratón y Alto Duero.

En el trascurso del encuentro, la Junta de Gobierno ha dado cuenta de las peticiones de excepción al turno de riego presentadas ante el organismo de cuenca, en virtud del acuerdo tomado en la sesión anterior para establecer un régimen alternativo en regadíos concesionales de interés general del Estado que han modernizado sus infraestructuras y resultan más eficientes, con el fin de reconocer su esfuerzo en ese aspecto, sin que en ningún caso se asigne mayor dotación de agua.

Concretamente, se han registrado un total de veintiséis solicitudes al respecto por parte de comunidades de regantes, de las que nueve han sido aprobadas al cumplir los requisitos y contar con el dictamen favorable de la comisaría de aguas y la dirección técnica, en tanto que las restantes han sido descartadas.